El quinteto británico de garage-pop anticipan su álbum debut con un doble single

Por Tatiana Moro

Buceando en la escena británica hace unos días dimos con la euforia enfrascada en un doble single de Nun Habit. El quinteto queer afincado en Londres, aunque huye de encorsetamientos, hace un garage-pop con bien escogidas influencias como Dry Cleaning, Ex-Hex o Chastity Belt. El doble single que lanzaron la semana pasada es el preludio de su álbum debut, que previsiblemente verá la luz en agosto.

Righteous Jerk‘ y ‘Slip n Slide‘, las dos canciones que estrenan, son antagónicas en sonido. ‘Righteous Jerk‘, de la que Nun Habit cuentan que está dedicada a aquellos que siempre terminan las relaciones y cuya única preocupación es no hacerlo el primero, es un corte que crece según avanza: unos tambores apremiantes y una guitarra reverberante dan paso a la voz de Kate acompañada de sintetizadores que acaban de tensarse en una en una amalgama turbulenta. ‘Slip n Slide‘ comparte con su hermano de single el in crescendo, aunque el protagonismo se le cede esta vez a la voz de Greg. El inicio de melodías apacibles que amortiguan el desenlace de ‘Righteous Jerk’ se torna en el tercio final en sintetizadores incesantes de vibrante energía onírica.

Hedge Fun será el título del primer trabajo de Nun Habit. Para financiar la edición en vinilo del álbum el grupo ha habilitado un KickStarter, plataforma de micromecenazgo, del puedes encontrar más información aquí.